Es la historia de un viaje. El viaje de todos nosotros hacia un mundo mejor. Un mundo en el que el calentamiento global es Historia. Un mundo habitable por todos, con electricidad para todos. Un viaje que emprenden un grupo de empleados de Iberdrola en bici eléctrica desde Bilbao hacia la conferencia del clima de París (COP21) con la intención de crear conciencia a nivel global para no sobrepasar la peligrosa barrera de dos grados de calentamiento global.

Un objetivo global: Just2Degrees

El objetivo de este reto es movilizar a empresas, ciudadanos y administraciones de todo el mundo para aprovechar la oportunidad de cambiar el rumbo reduciendo a diario las emisiones de CO2.
Para ello se han producido diversas piezas de vídeo que muestran el esfuerzo de Iberdrola para combatir uno de los principales retos a los que se enfrenta la humanidad. En estos mini documentales, comprendemos el compromiso diario de los empleados de Iberdrola, personas que luchan desde años en la compañía, con sus acciones cotidianas, para combatir el calentamiento global.

“El calentamiento global es un problema ético que sufrirán a largo plazo nuestros hijos y nietos y, en el corto plazo, los países más desfavorecidos”, explica Gonzalo Sáenz de Miera, coordinador de Iberdrola en cuestiones de cambio climático. “Por eso es necesario que entre todos cambiemos de modelo energético, añade Gonzalo. “Pero lo bueno es que si cambiamos de modelo seremos mucho más sostenibles, ambiental y económicamente”.

El reto de Iberdrola, que es mucho más que una campaña de publicidad, se puede seguir en la web http://www.just2challenge.com/ y a través de los canales sociales de la compañía. De esta manera, podremos seguir el día a día de la marcha hacia París, una ruta en la que iremos comprendiendo la dimensión del problema y las soluciones que proponen no solo diferentes expertos de Iberdrola sino también personas de múltiples ámbitos (economía, medioambiente, deporte, moda, etc) para tener una visión completa de la importancia de este reto y la necesidad una actuar inmediatamente.

“Este proyecto ha supuesto un gran aprendizaje tanto a nivel profesional como personal, de ahí el título de este artículo. Desde el principio nos contagiamos de la pasión del grupo de trabajo que lucha contra el cambio climático en Iberdrola, que son los mismos que ahora están haciendo la ruta a París. Tomamos conciencia real del problema y también del esfuerzo que se realiza para combatirlo. Nos fuimos a ver a cada uno de ellos, vimos cómo era su día a día, nos contaron sus preocupaciones y su visión. 5 países, 9 empleados y un reto común. Necesitábamos mostrar al mundo que el cambio no solo es urgente y necesario, sino también posible, con conciencia, esfuerzo y pasión.”, explica Lorena García, Directora de Servicios al Cliente de Genetsis.

Sigue la iniciativa en www.just2challenge.com