Desde que en 2012 el móvil irrumpiera en el mercado de forma drástica, muchas marcas, de una manera o de otra, han incluido el móvil dentro de su estrategia digital. Y otras muchas, un 46% en Europa según el estudio europeo de IAB, ni siquiera tienen su web adaptada. Sorprendente pero cierto, y merecedor de un análisis en profundidad.

Por otro lado, los datos de aplicaciones “inactivas” en los markets y la demanda por parte del consumidor de mayor calidad de servicios al través del móvil, desvelan que aún nos queda mucho por hacer para aprovechar las oportunidades que nos ofrece el marketing móvil.

Tanto para los unos como para los otros, es el momento de dejar de pensar en “estar” para empezar a “ser”.

Y “ser” equivale a lo siguiente:

  • Captar conocimiento: el móvil es un gran generador de Big Data. Nos permite saber estar en el momento exacto de necesidad con los servicios, contenido o información relevantes para el consumidor y, por tanto, nos permite diseñar una oferta personalizada.
  • Integrar el ecosistema digital: diseñar experiencias coherentes en todas nuestras ventanas digitales. Y, en relación con el punto anterior, unificar la información obtenida y consolidarla.
  • Unir lo físico y lo digital: es el punto de enlace más potente que existe hoy por hoy. Todo un reto, en especial para el sector retail. No hay más que mirar hacia fuera (especialmente China y Estados Unidos) para ver que a corto/medio plazo el ciclo de vida del consumidor será 100% móvil.
  • Publicidad móvil: nos permite pasar de impactar de forma masiva a hacerlo de forma certera, para lo que es importante establecer una estrategia de comunicación que nos permita aprovecharlo al máximo.

Pero todo esto tiene sentido siempre y cuando la compañía tenga un programa de marketing relacional donde el modelo permita la identificación y la gestión del valor esperado del Cliente/Consumidor.

Para todo esto el principal freno que detectamos en Genetsis es la propia dinámica organizativa de la Compañías, las cuales están trabajando duramente en encontrar ese modelo que permita plantear y gestionar adecuadamente su ecosistema digital. Como es natural, esa adaptación ha llegado también a las agencias, donde la clave hoy por hoy es tener cada vez más capacidad estratégica, de integración y de gestión.

Del “estar” al “ser”.

Lorena García, directora de servicios al cliente de Genetsis
Interactiva, junio de 2014